Its been a long day

Me desperté como cualquier día, atado al aburrimiento y a la monotonía.

Sin importar mis cimientos ni mis virtudes, caí en lo mundano como si todo mi esfuerzo hubiese sido en vano.

Perdí el camino que nunca llegué a encontrar, extravié mis ganas de crecer y regalé mi futuro al quizas y al azar.

Decidí romper conmigo mismo, no volver a sentir empatía por mi dolor al respirar, quise morir y volver como si nada hubiese ocurrido.

Me escondi en los vicios que tanto cuestionaba, mi adicción eran esas horas en las cuales “yo”, no estaba.

Y mi tranquilidad se volvio en necesidad. La aceptación ocupó el lugar de la pasión, la seguridad fue sustituida por descontrol.

Y la valentía, la perdí en el momento en el que observé, que nunca la había tenido. Y el coraje se rompió para dejar ver la manzana aun verde, pero ya caída, la historia de mi vida.

Mi mente ya no rimaba por rimar, el caos se convirtió en algo habitual, y su orden ya no es algo que me preocupara. De hecho nunca lo hizo.

No soy capaz de recordar cuando la rueda comenzó a girar tan rapido, ni cuando decidí quitarme el cinturón, sin ser capaz de distinguir el paisaje a través de los cristales.

Quizá mi carretera no era una cuesta, sino una bajada descontrolada. Quizas el intentar encontrarme entre verbos y nula estructura sea la forma más inútil de hacer esto, pero he de empezar por algún sitio.

Me perdí hace mucho tiempo, y siento que la realidad vuele a mi. Siento que vuelvo a escribir por ti.

It’s been a long day.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s